NUESTRAS RECETAS
   
RECETA TRADICIONAL COCCIÓN DE BONITO

Desde los tiempos antiguos, hasta nuestros días, la cocción del bonito en Santoña se viene desarrollando de forma tradicional.

Para empezar, el bonito, debe  de estar cortado y limpio. Se mete en un recipiente donde se va a cocer. Sé le echa dos litros de agua y uno de sal muera. Proporciones que se echaran en el recipiente hasta cubrir por completo el bonito (si gusta mas salado echar un poco mas de sal muera). De esta forma se pondrá a hervir durante dos horas.                                                        Después del tiempo de cocción, sacamos el bonito y se deja enfriar. Una vez frío se le pela y se corta en trozos del tamaño del tarro que vamos a usar.                                                                Se introduce en los tarros y añadimos el aceite hasta cubrirlo entero, dejándolo reposar un rato, de tal forma que el bonito, vaya absorbiendo el aceite. Una vez rellenado el tarro de aceite hasta el borde, se cierra (comprobar siempre la tapas y su cierre) y se pone a cocer al baño-María durante dos horas.

MARMITE

Ingredientes: 500 g de bonito fresco, 750 g de patatas, 2 cebollas, 4 tomates maduros, 2 pimientos verdes, 2 pimientos rojos, 2 dientes de ajo, 1 hoja de laurel, pimienta, pimentón picante, medio vaso de vino blanco, aceite de oliva y sal.

Cortar las cebollas y los pimientos en trozos pequeños. Pelar los tomates y patatas y cortarlos irregularmente. En una cazuela de barro con un poco de aceite caliente, rehogar las cebollas. Cuando tomen color, añadir los pimientos y seguidamente los tomates. Dejar cocer, tapado y muy lentamente, hasta que reduzca un poco. En un mortero picar los dientes de ajo, diluir con el vino blanco y verter en la cazuela con el resto del sofrito. Aromatizar con la hoja de laurel, sazonar con sal, pimienta y pimentón y dejar cocer 5 minutos más. Añadir las patatas. Rehogar un poco para que cojan algo de gusto y cubrir escasamente con agua. Dejar cocer suavemente. Con las patatas a punto, añadir el bonito cortado en dados grandes y dejar cocer 10 minutos. Comprobar el punto de sal, dejar reposar 5 minutos y servir.

BOQUERONES EN VINAGRE       

 

Limpios los boquerones los alojas en un bol grandecito donde queden cubiertos por una mezcla de vinagre y agua que según gustos puede ir desde un 50% de agua (te saldrán más suaves y seguramente más blandos, aunque hay quien los prefiere así) a un 30% No te pases con el vinagre, aunque hay gente que los prepara solo con vinagre salen fortísimos y muy duros. La sal al gusto pero hay que echarla en la mezcla.
Mínimo una noche, aunque si no se van a consumir yo suelo dejarlos en la salmuera, aguantan algún día más. Es esencial que los boquerones sean muy frescos (otra de las razones por las que te pueden salir blandos)

 

                           ANCHOAS REBOZADAS

(Bocartes rebozados)

Limpiamos las anchoas con cuidado de no separar los dos filetes, les quitamos la cabeza y la espina, y las sazonamos.
Esta operación la puede hacer el pescadero.
Las pasamos por harina y huevo y las freímos en abundante aceite a fuego medio, de forma que el rebozado no se queme.
Una vez todas fritas y escurridas, las servimos con una ensalada de tomate o de lechuga y cebolleta.